¡Luchar por un Acuerdo de Paz es defender la trascendencia e invencibilidad de la guerra popular!
Fecha: 1998 05 01
Grupo: Partido Comunista del Perú (PCP)
País: Peru
Categoria : Comunicado
 Logo del Grupo:


 Ficheros del Artículo:

Este Comunicado no posee ningun fichero


¡LUCHAR POR UN ACUERDO DE PAZ ES DEFENDER LA TRASCENDENCIA E INVENCIBILIDAD DE LA GUERRA POPULAR!

En setiembre 92 con la detención del Presidente Gonzalo y la camarada Miriam, jefatura del Partido y la revolución el primero y ambos los miembros restantes del Comité Permanente histórico se produjo un giro estratégico: ya no se podía conquistar el Poder por principal problema de dirección proletaria y por tanto la guerra popular iniciada el 80 debía terminar, giro estratégico que ha tenido y tiene larga y profunda repercusión estratégica, en el Partido, la guerra popular y el propio desenvolvimiento de los dos caminos. Es por ello que nuestro Presidente Gonzalo demostrando una vez más su condición de jefatura estableció en octubre del 93 la justa y correcta solución marxista leninista maoísta, pensamiento Gonzalo, a la grave situación que enfrentaría el Partido y la revolución, y resolviendo un problema nuevo del marxismo, aportando así a su desarrollo y al de la revolución proletaria mundial estableció la nueva gran decisión y definición ¡Luchar por un Acuerdo de Paz y Sentar Bases para el II Congreso!

Así el Presidente Gonzalo y la camarada Miriam solicitan las conversaciones para terminar la guerra iniciada el 80 mediante un Acuerdo de Paz, y establecen la Nueva Gran Estrategia; como expresión máxima del proletariado que son, nos plantean que a partir de setiembre 92 terminar la guerra es precisamente defender a' invencibilidad de la guerra popular pues desde que Presidente y camarada Miriam plantearon las cartas, las fuerzas armadas reaccionarias ya no pueden cacarear victoria de sus armas sobre la guerra popular.

Pues, en los años de guerra popular marxista leninista-maoísta, pensamiento Gonzalo bajo la dirección proletaria del Presidente Gonzalo se ha plasmado el más grandioso movimiento popular revolucionario de la historia peruana, gesta de las masas inigualada hasta hoy que solo el futuro superará, que nadie puede negar pues este hecho ha dividido la historia de Perú en dos: antes del 80 y después del 80. Todo el esfuerzo y la sangre vertida por camaradas, combatientes y masas en los ardorosos años de la guerra popular nos han dado grandes logros que el Presidente Gonzalo lo establece en "¡Luchar por un Acuerdo de Paz y Sentar Bases para el II Congreso'!" y que trata ampliamente en ¡Asumir y Combatir por la Nueva Gran Decisión y Definición!" En el primero nos dice: "El pueblo podría preguntarnos ¿qué hemos logrado en tantos años de combates? Y tiene derecho a hacerlo; nuestra obligación es responder y explicar". El marxismo nos enseña que la guerra es la más alta expresión de la lucha de clases y la guerra popular es la más alta expresión del camino democrático. Hemos iniciado y desarrollado la guerra popular marxista leninista maoísta, pensamiento Gonzalo, principalmente pensamiento Gonzalo, barriendo con aplicación mecánica. La hemos aplicado como guerra de masas principalmente campesinas, que nos apoyaron y se incorporaron resueltamente entregando desde el mendrugo de pan que se quitaban de la boca hasta su propia sangre. Nos hemos basado en nuestros propios esfuerzos, sin bastón de mando alguno, con escasos medios, nadie podrá imputarnos que alguien nos haya financiado, y la imputación de vínculos con el narcotráfico se les desbarató. Más aún el Partido, bajo la jefatura del Presidente Gonzalo, la ha desarrollado hasta su segundo momento: el equilibrio estratégico al cual llegamos el 90 y el punto más alto en julio 92. Y ha estado dirigida por el Partido Comunista marxista leninista maoísta, pensamiento Gonzalo militarizado y ha construido los tres instrumentos de la revolución: Partido militarizado, Ejército Guerrillero Popular como ejército de nuevo tipo y un Frente Unico como Nuevo Poder, todos inéditos.

Al celebrar el 18 aniversario del inicio de la guerra popular marxista leninista maoísta, pensamiento Gonzalo, reafirmamos con profunda convicción nuestro compromiso de defender la trascendencia o invencibilidad de la guerra popular. Y condenamos, arrasamos y demolemos con profundo odio de clase el siniestro Bloque Escisionista ya quebrado y su línea revisionista que empecinada y obcecadamente siguen destruyendo el Partido y llevando la guerra a la derrota habiéndola convertido en una guerra militarista burguesa, en una guerra antimaoísta y antipensamiento Gonzalo. Asimismo condenamos posiciones de renegados que vociferan que es "epopeya de necios" o "que no se debió iniciar si es que ya o estábamos en ofensiva estratégica de la revolución mundial", "Presidente Gonzalo siempre se equivocó". Y nos reafirmarnos, defendemos y' defenderemos el que la Guerra Popular iniciada el 80 es hito imperecedero e imborrable de la histórica historia peruana, cumbre de la revolución, base y futuro de su continuación y desarrollo inexorable, que en síntesis tiene cinco logros:

1) Es el más grandioso movimiento revolucionario de la historia peruana. Ni por programa, ni por tiempo ni por repercusión puede compararse con otro movimiento, como la lucha de Túpac Amaru por ejemplo, los hemos superado largamente desde contenido ideológico superior de clase hasta por cantidad de masas campesinas movilizadas, nosotros somos parte de la real emancipación del pueblo.

2) Ha establecido el maoísmo como nueva, tercera superior etapa del marxismo-leninismo-maoísmo y concretado el pensamiento Gonzalo, nuestra arma ideológica. estratégica, específica y principal. Esto tiene una dimensión estratégica: es la ideología que unirá a los comunistas del mundo pues la nueva ola va a depender del maoísmo. Es el Presidente Gonzalo quien lo ha definido y así ha sido sancionado en el I Congreso y debe imponerse como mando y guía.

3) Ha elevado el prestigio del Partido Comunista del Perú, la vanguardia organizada del proletariado peruano al punto más alto de toda su larga historia, y extendido su influencia y repercusión en el mundo como la tuvo jamás.

Nuestro Partido es partido marxista leninista maoísta, pensamiento Gonzalo, partido de la clase que representa en los dichos y hechos los intereses del proletariado, que ha conducido a las masas y no cabalga sobre ellas como hacen los oportunistas revisionistas y demás seudopartidos burgueses traficantes. No hay partido, que nos iguale ni ideológica, política ni organizativamente ni que tenga el alto manejo de lucha interna que ha permitido que resista unido desde el 70 porque generó la dirección que necesitaba, la dirección proletaria del Presidente Gonzalo nuestra jefatura, y así nuestro Partido es ejemplo para todos los partidos comunistas. Hoy que la vida del, Partido está en juego por la siniestra acción del Bloque Escisionista y la línea revisionista que se opone al rumbo del Partido, persistimos bajo la dirección del Presidente Gonzalo y la Dirección Central en defender la vida del Partido, en defender su unidad contra viento y marea.

4) Ha acumulado la más ingente experiencia revolucionaria actual, principalmente positiva. Experiencia signada por la aplicación creadora del marxismo, por el pensamiento Gonzalo; por el manejo de una forma específica de guerra popular, de estrategias políticas, militares y de construcción; por el manejo concéntrico de tres instrumentos dirigidos por una Partido militarizado; por un trabajo de masas propio ligado a la guerra y para la conquista del Poder para el Partido y la clase.

5) Ha hecho un gran aporte a la revolución proletaria mundial llegando a reconocérselo como "antorcha de la revolución mundial" y al Partido como "vanguardia de choque de la revolución proletaria mundial".

Nuestro Partido ha cumplido importantísimo papel sirviendo a la revolución proletaria mundial y nuestra guerra popular ha sido calificada por otros como tea, como vanguardia de choque; y nuestro Partido bajo la jefatura del Presidente Gonzalo es el portaestandarte en el término de la primera gran ola y el inicio de la futura gran ola que vendrá, la revolución que abre paso si ese futuro cierto y real.

¡ENARBOLANDO EL PENSAMIENTO GONZALO NUESTRA ARMA IDEOLOGICA ESTRATEGICA ESPECIFICA Y PRINCIPAL! ¡DEFENDER LA UNIDAD DEL PARTIDO, ARRASAR LA LINEA REVISIONISTA. DEMOLER EL BLOQUE ESCISIONISTA!

La lucha que hoy estamos librando es la más dura, la más grave y la más difícil enfrentada por el Partido desde. su fundación, pues la siniestra y nefasta línea revisionista que se ha estructurado es la. más peligrosa y amenaza la vida del Partido, busca la escisión del Partido precisamente en circunstancias en que después de un largo camino del Partido entramos a guerra popular y llegamos a un momento duro y difícil: Decidir y definir el término de la acción armada para preservar el Partido y conjurar la derrota de la guerra. El Presidente Gonzalo nos llamó a dar ese paso y lo dimos, nos atrevimos, pero por responsabilidad de la línea revisionista y el Bloque Escisionista encabezados por el camarada Feliciano, el caudillo militarista burgués que usurparon la dirección del Partido aprovechándose de las circunstancias, por su responsabilidad el Partido hoy está en riesgo de ser destruido, la vida del Partido está en juego, el Presidente Gonzalo y la Dirección Central lo advirtieron hace cinco años buscando conjurarlo, pero ellos actuaron siniestra y sistemáticamente en contra. Nuestro Partido puede ser destruido y desaparecer, está en riesgo que ese contingente, probado en las más difíciles circunstancias y circunstancias templado en la guerra popular se pierda, que toda esa rica experiencia adquirida se volatilice, vuele, se esfume, y no debemos permitirlo, no tenemos derecho pues todo eso le ha costado a nuestro Partido, lo ha costado a nuestro pueblo, a todos aquellos que con su sangre, enrojecieron el camino; el que los dirigentes y combatientes de hoy no veamos la conquista no es el problema, el papel de los dirigentes de hoy pasa a ser el dirigir el repliegue, no es dejar de luchar, es luchar en nuevas y más complejas situaciones, es forjar a otros, nutrirlos de tan rica experiencia, enseñar lo aprendido, sacar lecciones positivas y negativas, también en el repliegue hay tierra fértil, sembrar para que cualquiera sea el tiempo que pase la revolución avance y cumpla sus metas, de lo que hagamos dependerá que el plazo, sea más corto.

Nosotros asumimos con profunda convicción defender la vida del Partido, defender su unidad; hacemos y haremos todo aquello que sea ' necesario para defender la unidad del Partido, y si en esta lucha esa siniestra línea revisionista estrellara al Partido los comunistas y revolucionarios empeñaremos nuestras vidas en volver a levantar lo destruido. Las condiciones son adversas, complejas y difíciles, tanto a nivel internacional como nacional y a esto se agrega el riesgo de destrucción del Partido por responsabilidad del siniestro Bloque Escisionista, por eso empeñamos nuestro esfuerzo y nuestras vidas en que el Partido se una y se mantenga unido, está en nuestras manos el preservar el Partido pues nos reafirmamos en que con Partido y masas todos los milagros serán hechos, así estamos en mejores condiciones para enfrentar y manejar los tiempos difíciles del repliegue.

Nos reafirmamos en que el Partido es uno y dirección es una, la dirección es la dirección encabezada por el Presidente Gonzalo, dirección proletaria decisiva, probada como justa y correcta en la reconstitución y dirección de la guerra popular, desde el inicio hasta su desarrollo y hoy en la nueva etapa del Partido para la cual ha fijado el rumbo a seguir. Pero nos encontramos viviendo la lucha más aguda en la historia del Partido, lucha antagónica dentro del Partido entre la línea proletaria y la línea revisionista, y la contradicción principal es terminar proseguir, lucha que encierra dos problemas: derrota de la guerra. y destrucción del Partido. En esencia se trata de defender el principio de la invencibilidad de la guerra popular, pues la lucha por terminar la guerra iniciada del 80 mediante un Acuerdo de Paz encierra que el Partido bajo la jefatura del Presidente Gonzalo termino la guerra popular, y eso es salvaguarda del principio Resaltamos y nos reafirmamos en que la guerra copular marxista leninista maoísta, pensamiento Gonzalo no ha sido derrotada pues desde que el Presidente Gonzalo y camarada Miriam llamaron a terminar la guerra mediante un Acuerdo de Paz, la fuerza armada reaccionaria ya no podrá cacarear victoria de. sus armas sobre la guerra popular. Así el Presidente Gonzalo es quien como continuador de Marx, Lenin y el Presidente Mao Tse tung defiendo la invencibilidad de la guerra popular y una vez más ha quedado demostrado ante el mundo que la guerra popular es invencible. Y lo otro es que el Partido no debe ser destruido, aquí nuestra brega es por que el Partido no sea destruido. El problema es defender la vida del Partido y defender el Partido es defender su unidad, que todo el Partido se una en tomo a la línea proletaria asuma la Nueva Gran Estrategia y esta unidad tiene un centro, el Presidente Gonzalo, pues sin Presidente Gonzalo y pensamiento Gonzalo nuestra arma ideológica estratégica, especifica y principal, no hay IV etapa, porque es lo que uno a todo el Partido. y sólo así el pueblo tendrá futuro. La lucha que estamos librando es a fin de cuentas o por transformar todo lo malo en perspectiva o se destruye todo o se une y se preserva el Partido o se da ruptura por décadas; la posición de la izquierda a es bregar por que el Partido se una, que a lo más se depure pero que siga para que se desenvuelva como eje y gozne. No nos conviene que haya ruptura, hoy en el mundo se niega el Partido y se busca desaparecer el marxismo, negar la meta, esto por parte del imperialismo y la reacción a lo que se suma el revisionismo, y a eso sirve esa nefasta línea revisionista y Bloque Escisionista. Nos atacan desde dos frentes: de fuera buscan desaparecernos y desde dentro destruirnos, por eso reiteramos nuestra inquebrantable decisión de librar la lucha hasta que no quede piedra sobre piedra de ese siniestro Bloque Escisionista, atrasar la nefasta línea revisionista y demoler ese Bloque Escisionista ya quebrado, demolerlo, hacerlo polvo, para que todo el Partido se una bajo la dirección y la línea marxista leninista-maoísta, pensamiento Gonzalo del Presidente Gonzalo, que agachen la cabeza y se autocritiquen. Nuestro empeño es uno, que el Partido no se destruya, que el Partido no desaparezca con el término de la guerra sino que prosiga su acción en nuevas circunstancias. El Partido no debe ser destruido, no debe reventar ni explotar como el año 67, si ayer no hubo línea ya hoy no es así pues tenemos marxismo leninismo maoísmo, tenemos pensamiento Gonzalo, tenemos rumbo: la Nueva Gran Estrategia y todo lo que de ella deriva para la IV etapa del Partido, empeñarnos en que la destrucción del Partido no se produzca, está en nuestras manos, estamos llamados a probar nuestra condición de comunistas y revolucionarios, la línea está establecida para todo el Partido y todos somos llamados a asumirla, también los que están en esa línea contraria están en el Partido, y debemos seguir librando la lucha a fondo para arrasar y demoler la línea revisionista y el Bloque Escisionista ya quebrado. Pero ya nos dijo el Presidente Gonzalo el 95: "Hay que estar preparados, puede presentarse que el Partido defina en contra de la línea y siga tapándose con 'patraña' abiertamente esté en contra y acuerde nuestra expulsión, la de todos los que estamos por la Nueva Gran Estrategia, en ese caso persistir en que todo el Partido asuma la línea, desarrollar la lucha hasta arrasar esa línea revisionista y demoler el Bloque Escisionista aislando al máximo", así quienes en necia obcecación revisionista persistan en proseguir y rechacen la línea aún a sobórnalas que es el Partido bajo la jefatura del Presidente Gonzalo el que la está llevando adelante, no serían sino grupitos pequeños de gentes equivocadas con posiciones militaristas burguesas o pequeño burguesas pero ya no podrán traficar con el nombre del Partido, ni la jefatura del Presidente Gonzalo, ni el pensamiento Gonzalo.

La dura, compleja y riesgosa lucha que viene desenvolviendo el Partido bajo la dirección del Presidente Gonzalo, lucha por la defensa de la vida del Partido y de la cual depende que otra vez despliegue sus alas tiene como piedra de toque el enarbolar, defender y aplicar el pensamiento Gonzalo nuestra arma ideológica estratégica, específica y principal y su concreción nueva Gran Estrategia Política y todo lo que deriva para la IV etapa pues sólo ella puede unir a todo el Partido y es lucha en dos frentes y tres posiciones antagónica con la línea revisionista del Bloque Escisionista y en el seno del pueblo en el frente proletario contra el derechismo e izquierdismo, y la izquierda no debe permitir que el derechismo mande, barriendo de raíz al soslayamiento, cuestionamiento y apartamiento del pensamiento Gonzalo nuestra arma ideológica estratégica específica y principal, que converge y sirve a la acción nefasta de Bloque Escisionista.

En esta lucha decisiva actual del Partido, dentro del contexto mundial, nacional y la situación del Partido, la guerra popular y aplicación de la Nueva Gran Estrategia Política para la IV etapa del Partido empuñamos y aplicamos con firmeza lo que el Presidente Gonzalo nos demanda: "La cuestión por tanto es que nos mantengamos unidos hoy más que nunca. Debemos guiarnos por la unidad hace la fuerza, y la unidad entre dirigentes y dirigidos es el arma poderosa de los revolucionarios, partiendo siempre de qué la unidad de clase se sustenta en la lucha de dos líneas en medio de la lucha de clases. Así, la cuestión es que apliquemos una solo línea, la línea de la Nueva Gran Estrategia, la línea política general política general, la táctica, el trabajo de organización y trabajo de masas derivados de la línea, que demostremos unidad en la línea y la apliquemos. Partiendo de eso es que hay base para seguir luchando por un Acuerdo de Paz, y podemos decir, partiendo de ello puede afirmarse con verdadera decisión la defensa del marxismo leninismo maoísmo, pensamiento Gonzalo, del Partido y de la invencibilidad de la guerra popular.

Como hijos del Partido, la guerra popular y el pueblo, los militantes, combatientes. masas del Partido Comunista del Perú en este 18o aniversario del inicio de la guerra popular, el más grande movimiento social revolucionario de la historia peruana, cumbre de la revolución, base y futuro de su continuación y desarrollo inexorable, renovamos nuestra sujeción inclaudicable a nuestra jefatura única e insustituible, el Presidente Gonzalo, jefatura estratégica y dirección proletaria decisiva para la, revolución peruana y la revolución proletaria mundial, jefatura que representa pensamiento, camino, línea y rumbo justos y correctos, y hoy más que ayer garantía de triunfo hasta el comunismo porque es quién fija el rumbo, lo materializa y lo mantiene, y, en estos momentos duros y complejos de la revolución, hiende las sombras con su histórica luz abriendo el, camino del Partido para su IV etapa histórica y se desenvuelva como eje de la revolución peruana y gozne de la revolución proletaria mundial.

Reafirmamos nuestro cierre de filas en torno a la jefatura del Presidente Gonzalo, la Dirección Central y la línea proletaria marxista leninista maoísta, pensamiento Gonzalo, en enarbolar, defender y aplicar la Nueva Gran Estrategia Política para la IV eta a del Partido, persistiendo indoblegables cualquiera sean las dificultades, reveses, derrota y fracaso que tengamos que enfrentar superándolos bajo su dirección con la firme disposición de volver a hacer incluso todo de nuevo, persistiendo en la lucha por la revolución y el comunismo. Y expresamos nuestro resuelto compromiso de hacer ardiente realidad todo lo que el Presidente Gonzalo y camarada Miriam decidan y definan con la absoluta convicción de que sin Presidente Gonzalo y pensamiento Gonzalo, no hay IV etapa del Partido redoblamos nuestra lucha por romper el aislamiento absoluto y perpetuo impuesto contra el Presidente Gonzalo y la camarada Miriam y lograr su libertad, asumiendo y aplicando resueltamente su rojo llamamiento de "¡Enarbolando el pensamiento Gonzalo nuestra arma ideológica estratégica específica y principal, defender la unidad del Partido, arrasar 1 la línea revisionista y demoler el Bloque Escisionista!"

Como militantes del Partido Comunista del Perú, combatientes del Ejército Guerrillero Popular y masas que bregan bajo la dirección del Partido no reafirmamos en combatir siempre bajo la jefatura y dirección personal del Presidente Gonzalo y hoy como ayer con el compromiso comunista y revolucionario de dar la vida por el Presidente Gonzalo, el Partido, la revolución y el comunismo.

PRESIDENTE GONZALO, CONTINUADOR DE MARX, LENIN Y EL PRESIDENTE MAO TSETUNG

Con profunda convicción comunista y revolucionaria saludamos y tomamos firme y resuelta posición por la fragorosa brega de nuestro Presidente Gonzalo quien en la más dura situación de prisionero de guerra, demuestra una vez más su condición de jefatura insustituible del Partido y la revolución, continuador de Marx, Lenin y el Presidente Mao Tse-tung el más grande marxista leninista maoísta viviente sobre la faz de: la Tierra, filósofo, maestro de comunistas y gran estratega político y militar. Hoy rompiendo el aislamiento monstruoso que la otra colina te impone dirige magistralmente, en forma inédita, organizada y centralizadamente, el repliegue político y militar de la revolución peruana. Aplicando y desarrollando creadoramente el marxismo leninismo maoísmo está aportando decisivamente a la revolución proletaria mundial, resolviendo sus nuevos, serios y complejos problemas y estableciendo las bases y el rumbo de su segunda etapa.

En Filosofía Marxista: aplicando la contradicción como ley fundamental y única de la incesante transformación de la materia eterna, especificando sus leyes, desarrollando la teoría del conocimiento, definiendo y desarrollando la nueva lógica y los candentes problemas nuevos y su solución, y desarrolla también el materialismo histórico, como lo es, por ejemplo su magistral aplicación de la ley de la contradicción a la historia.

En Economía Política Proletaria: desarrolla la tesis leninista del imperialismo centrando en su carácter político, como
estableciera el Presidente Mao, definiendo que el imperialismo se hunde y se hundirá en medio de un complejo sistema de guerras en larga y lenta agonía pero inexorable muerte, su recuperación transitoria y ofensiva general de hoy; demás generaliza la tesis maoísta del capitalismo burocrático.

En Socialismo científico: desarrolla la estrategia y táctica de la revolución proletaria mundial, generalizando la guerra popular como la teoría militar completa, del proletariado establecida por el Presidente Mao Tse-tung; define las contradicciones fundamentales, la principal y sus soluciones; tres tipos de revolución hacia el comunismo: democrática, socialista y cultura¡ desarrollando su programa y línea, define la Base de Unidad Proletaria mundial, desarrolla la construcción de los tres instrumentos con militarización del Partido y construcción concéntrica; y establece la gran ley de la lucha de clases; entre otros grandes aportes. Destacamos y saludamos el gran balance de cientocincuenta años de revolución proletaria mundial definiendo que ha terminado una primera grandiosa e imborrable etapa de la revolución proletaria mundial y estableciendo las bases y el rumbo de la segunda etapa.

Mayo 1998

PARTIDO COMUNISTA DEL PERU

© 2006 - Cedema.org - CENTRO DE DOCUMENTACION DE LOS MOVIMIENTOS ARMADOS